En Chillán ante un estadio silente, tras la determinación de jugar sin público dada la contingencia país que estamos viviendo con el tema del COVID19, jugaron Ñublense y Deportes Valdivia.

El partido fue bastante parejo en los primeros 30 minutos con ambos cuadros disputando el balón en el medio campo. El desnivel en el marcador vino tras penal de Zazpe sobre Ortega y a los 32’ Federico Mateos vencía al meta Rodriguez.

Tras el gol, el cuadro chillanejo se animó y comenzó a hilar algunas llegadas como la de Escalante que a los 42’ estrelló el balón en el palo, se salvaba el torreón del segundo tanto.

Ya en el segundo tiempo el torreón casi logra el empate tras cabezazo de Zamora a los pocos minutos de iniciada la segunda mitad, se salvaba el meta Odriozola.

A los 60’, tras una contra rápida de Valdivia, llegó el empate tras penal servido por Erick Wiemberg. La falta fue cobrada a favor del torreón tras mano de Kimura en el área roja.

Nicolás Vargas se fue expulsado en los Diablos Rojos tras tirar un pelotazo a un jugador de Valdivia cuando estaba en el piso a los 70’ cuando mejor jugaba el torreón.

El partido en su recta final era de ida y vuelta y cualquiera de los 2 conjuntos pudo extender las cifras.

A los 43′ el ingresado Briceño logró marcar el 2-1 a favor de los diablos rojos que lograba los 3 puntos con un jugador menos y con este resultado salta a la parte alta de la tabla, mientras que Deportes Valdivia queda en la parte media baja de la tabla.

En la próxima fecha Deportes Valdivia será local ante Deportes Puerto Montt, mientras que Ñublense visitará a San Marcos de Arica en una fecha que será completa sin público en las gradas siguiendo con la medida de resguardar a la gente ante el problema del COVID19.

Agregar un comentario